martes, 21 de diciembre de 2010

OJO PELAO CON EL GAS


Por Hector Ramirez Sosa

CONSUELO S.P.M.-En nuestra sociedad es normal escuchar, cuando las cosas andan mal o existe una situación de conflicto, la frase: “ahí es que el gas pela”. Pero, realmente “es una pela”la que los consumidores cogemos a diario con los bienes y servicios que nos ofertan nuestros comerciantes y empresarios.

Quieren solo ganancias sin importar la calidad y la cantidad que corresponde al comprador.
A propósito de gas, este 15 de diciembre del año en curso, venció el plazo otorgado a todas las envasadoras de Gas Licuado de Petróleo (GLP) para que adquirieran una balanza y vendan a la población el gas pesado para evitar el fraude que hace años se viene cometiendo.

Esta medida se promociona con la campaña que reza: “Para que no te engañen con el gas pesa tu cilindro antes y después de llenarlo”.
El Instituto Nacional de Protección de los Derechos del Consumidor (Pro Consumidor), a través de la Resolución No. 01-2010, otorgó el plazovencido, a alrededor de 765 envasadoras que existen en el país, amparado en laLey No. 358-05, en sus artículos 22, 28, 51 y 105, letra C numeral 3.

Esta le faculta a actuar por oficio o la denuncia de la población en casos de inexactitud de pesos y medidas de los bienes y servicios que se ofertan en el mercado.
Ahora bien, “del dicho al hecho hay mucho trecho”, ya que para todos es de conocimiento que la mayoría de propietarios de estos establecimientos son militares, políticos, funcionarios,… gente de poder y en nuestro país lamentablemente reina mucho la injusticia de mano de la burocracia.

Estará en disposición Pro Consumidor de aplicar la Ley a los que la violen. O simplemente será “bulto to” o un “amagar y no dar”.
En la última ocasión que estuve comprando el GLP pregunté por la balanza. Me respondieron: no hay. Además, de irme insatisfecho con la respuesta, me fui “chivo” ya que mi cilindro de gas no presentaba el peso que acostumbro a apreciar. Estaba muy liviano. Cuando en mi país se va a acabar de jugar a la estafa con el dinero del pueblo. Aquí no se conduelen del pobre ni se satisfacen con lo que ganan.
Esperamos contar con el “dicho y hecho”de Pro Consumidor. Depositamos nuestra confianza en el cumplimiento de sus funciones. Mientras tanto, “ojo pelao con el gas”, ya que “el gas pela” cada vez que los dueños de estas envasadoras nos lo roban. Exijamos la balanza, al momento de comprar el gas, para que no nos “amarren en lo pelao” y nos suministren la cantidad que pagamos. Que bastante caro está.
______________________________________________________________________
Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.Art. 19 –Declaración Universal de los Derechos Humanos.